Home / Botnia / “ES UNA LOCURA INSTALAR UNA PLANTA DE CELULOSA EN EL RÍO NEGRO (Uy)”

“ES UNA LOCURA INSTALAR UNA PLANTA DE CELULOSA EN EL RÍO NEGRO (Uy)”

DINAMA reconoce alarmante situación de nuestras aguas: Es una locura instalar una Planta de Celulosa con la contaminación que tiene el Río Negro

121212

FUENTE:lajuventud.com.uy

Las autoridades medioambientales fueron al Parlamento a reconocer que el agua del río que toma Montevideo y la zona metropolitana se encuentra peor que la del Río Negro, la cual tiene niveles altísimos de contaminación.

La Comisión de Industria, Energía y Minería recibió la semana pasada al subsecretario del Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, arquitecto Jorge Rucks y al director nacional de Medio Ambiente, ingeniero químico Alejandro Nario para conocer detalles de la instalación de la segunda planta de celulosa de UPM sobre el Río Negro.

El diputado colorado Walter Verri hizo una introducción explicando el motivo y la inquietud por la convocatoria. Explicó que los científicos Luis Aubriot y Guillermo Chalar han dicho que la instalación de una pastera sobre el Río Negro “no es para despreciar en función de la situación crítica que tiene hoy esa cuenca”. “Dicen que tiene una concentración de entre 80 microgramos y 90 microgramos por litro de fósforo, cuando el límite máximo que fija la normativa uruguaya es de 25 microgramos por litro. Estamos bastante excedidos”, señaló.

Estos científicos manifestaron también que esto se agrava si tenemos en cuenta los tres embalses del Río Negro, que favorecen la reproducción de las cianobacterias y afecta la calidad del agua.

El diputado aclaró que estas mediciones y estos estudios no fueron solicitados por la Dinama, sino que fueron los propios científicos de la Facultad de Ciencias los que manifestaron públicamente su preocupación sobre el tema. “Sin duda, la situación se agravaría mucho más con la instalación de una nueva pastera con un nivel de producción previsto que es el doble de la que está instalada sobre el río Uruguay y bastante mayor que la que está en Colonia”, apuntó.

Verri explicó que el director nacional de Aguas había dicho en su momento que cuando se fuera a habilitar el vertido habría que prestar atención a la situación del Río Negro. “Sinceramente, esa manifestación del director de Aguas me generó preocupación -como le pasó a muchos- porque cuando usted tiene una cuenca en esas condiciones y autoriza una pastera ya debería tener claro cuánto es lo que se va a verter. De lo contario, tendríamos que estar buscando otros mecanismos para mitigar el impacto”, agregó.

El legislador dijo que “siempre que se incorporan actividades industriales hay una afectación al medio ambiente” y que “no hay ninguna actividad del hombre que sea inocua y mucho menos cuando estamos hablando de una pastera de ese tamaño”.
A Verri le preocupa también el caudal del Río Negro. Explicó que en el Río Uruguay se autorizó una pastera que es la mitad de la nueva que se pretende instalar, pero el Río Negro tiene un caudal diez veces menor: “¿Qué determinan los análisis, los modelos de proyección? ¿Cuál es el impacto que tiene esto sobre el medio ambiente? Repito: los que no somos técnicos, los ciudadanos comunes, vemos que se instaló una pastera en el río Uruguay que produce la mitad y que vamos a instalar otra que es el doble en un río que tiene diez veces menos caudal. Eso debe tener un impacto y genera preocupación”.

Sobre el Río Negro existen tres represas que implican embalses y un manejo diferente o artificial del flujo de agua. “Hay algo que es claro -con esto no quiero generar polémica ni crítica, porque lo que me mueve es generar conocimiento sobre el tema-: han pasado muchos años de esta situación de contaminación de la cuenca del Río Negro por cianobacterias, por fósforo, por agroquímicos, por fertilizantes y, sin embargo, el tema no se ha resuelto. Seguimos diciendo que está verde, que hay algas color fluorescente. Desconozco que exista una estrategia desarrollada y que haya sido eficiente para revertir esta situación. A priori, tendría que pensar que no la hay, o que si la hay no es eficiente, porque la situación no ha cambiado. Sin embargo, se autoriza la instalación de una pastera que va a aumentar el vertido de fósforo, precisamente, al curso de agua”, sentenció.

La razón principal por la que se convocó a los científicos es para que expliquen por qué se autorizó la instalación de la pastera sobre un río ya contaminado y con diez veces menos caudal que el del Río Uruguay. “Además, se firma un contrato -ese es un aspecto más político- con una multinacional extranjera, sin control del Parlamento y se declara reservada la información. A mí, particularmente, no me gusta esto. Creo que las cosas deben ser transparentes, es lo que quiere la población”, dijo.

Verri señaló que la Dinama aprobó en tiempo récord el informe de Viabilidad Ambiental de Localización a través del cual el particular interesado en instalar una actividad que tiene impacto propone el sitio donde quiere construir. “Yo quiero pensar que detrás de esto hay un estudio; debe haber modelos ensayados previstos. La empresa debe haber presentado avances de lo que va a verter al Río Negro y la forma en que pretende mitigar los efectos de ese vertido”, sentenció.

El legislador explicó que la Dinama ha dicho públicamente que la nueva planta de UPM va a aportar una carga de fósforo de entre 2% y 3% a los actuales niveles del Río Negro y agregó que el límite máximo permitido es de 25 microgramos por litro, sin embargo, algunas zonas del Río Negro han llegado a tener picos de concentraciones de 900 microgramos por litro.
La contaminación ha afectado también a los animales. Verri citó un trabajo del Departamento de Limnología de la Facultad de Ciencias donde se explica que el 43% de los productores de la zona admite que sus animales han muerto por la contaminación. Los investigadores de la Facultad de Ciencias han determinado que seis de cada diez vacas y ovejas de Rincón del Bonete y Baygorria tienen un nivel inusual de toxinas en la sangre.
La fábrica de UPM en Fray Bentos vierte 75 kilogramos de fósforo por día. El río Uruguay tiene diez veces más caudal que el Río Negro. Sin embargo, la planta que se va a instalar en el Río Negro va a producir el doble de fósforo que la de Fray Bentos.
“¿Para la Dirección Nacional de Medio Ambiente cuál es la realidad actual del Río Negro en lo que tiene que ver con la contaminación de sus aguas? ¿Se han estado aplicando protocolos de control ambiental en los últimos meses? Si así fue, ¿cuáles son los resultados?”, preguntó Verri a los jerarcas.

La respuesta de las autoridades

Jorge Rucks, subsecretario del Ministerio de Vivienda, dijo que desde 2011 está funcionando el Consejo de la Cuenca del Río Uruguay, que incluye la cuenca del Río Negro. Rucks dijo que, si bien la preocupación por la calidad del agua del Río Negro comenzó en el año 2000, se viene monitoreando desde 2009 cuando se creó un nuevo programa de monitoreo de aguas.

Rucks presentó a la Comisión un informe donde se detallan las diferentes zonas productivas y las principales características del Río Negro. El jerarca reconoció que “el comportamiento general de la cuenca es el mismo: es una zona de muy uso intenso del suelo para la agricultura, que implica una importante utilización de insumos agroquímicos”.

Rucks dijo que la cuenca del Río Negro es poco poblada y posee pocas industrias, por lo tanto, la contaminación proviene de la agricultura y la forestación. “Queda claro que la incidencia de las emisiones y efluentes que se generan en la cuenca provienen fundamentalmente del sector agropecuario”, explicó.

En tanto, Alejandro Nario, reconoció que los valores de fósforo en el Río Negro son altos pero son menores a los del Río Santa Lucía. “Como bien decía el diputado, los valores de fósforo -el principal contaminante- oscilan en esos valores. Estamos hablando de una tercera parte o la mitad de la contaminación de fósforo que tiene el río Santa Lucía, o sea que no son de los valores más altos. Son valores similares a los que se observan en la mayoría de los cursos de Uruguay, fruto de la actividad agropecuaria y otras fuentes de contaminación que, dependiendo del lugar, de las industrias y de las ciudades, pueden tener más o menos peso en función del curso de agua. Sin duda, Uruguay tiene niveles de concentración de nutrientes -en particular de fósforo- altos en todos sus cursos de agua”.

El Río Santa Lucía es el cauce de agua del que toma toda la ciudad de Montevideo y gran parte de la zona metropolitana. La cuenca del Río Santa Lucía está rodeada de plantaciones de soja transgénica donde se utilizan enormes cantidades de agroquímicos que con las lluvias intensas escurren hacia el río aumentando la cantidad de fósforo en el agua.

Distintos colectivos han pedido a la intendencia que se prohíba la plantación de soja transgénica en Canelones pero no han tenido respuesta de las autoridades, las cuales siguen avalando el modelo del agronegocio.

Mira además

42321920_2129426423758007_4329894270698782720_n

URUGUAY: ACCIONAN CONTRA:…”EL INDIGNANTE CONTRATO ROU-UPM”

avpR6v7p0qek

EL F. AMPLIO CREA UNA COMISIÓN ¡QUE YA ESTABA CREADA! (Y NUNCA HIZO NADA)

Decía un político argentino que ya no está, que cuando un gobernante quería que con …

Comentá desde Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *